Categories
REIKI

Reiki y Dios

Imagen de Manfred Antranias Zimmer en Pixabay

Muchos practicantes de reiki – incluso maestros/as – mezclan a Dios con la práctica de reiki y es un gran error. Reiki sólo es una técnica japonesa que utiliza un protocolo como el Taichi, el Chikung, el Kárate, etc… pero no tiene nada que ver con dioses. Y mucho menos con extraterrestres, guías, espíritus, y demás elementos del esoterismo. Reiki solo es reiki. Os lo explico en este podscat.

Si quieres aprender reiki gratuitamente conmigo a distancia, déjame un comentario

Categories
RADIO

Un paseo radiofónico por Galicia

Islas Cíes – Galicia – Fotografía de Esteba Liñares.

El sábado pasado dimos un paseo radiófonico por Galicia de la mano de Esteban Liñares, gallego residente en Santiago de Compostela. Recorreremos paisajes, músicas y gastronomía para conocer más esta bella tierra del Noroeste de la Península Ibérica.

Categories
RADIO

La radio por dentro

Una mañana de sábado cualquiera haciendo mi programa de zarzuela, ópera y música clásica en Frontera Radio – Jerez de la Frontera – Cádiz.

Categories
LIBROS

Novela: El chico del corazón blandito #Reseña

Previo a la reseña que pongo abajo para Amazon, donde compré el libro, también quiero hacer mención a algo que no tiene que ver con la lectura pero sí con el autor que me parece digno de señalar.

¿Cómo ha llegado a mí este libro? Por publicidad en Facebook. Una buena fotografía del autor Julio Marín, joven, y sobre todo el título. ‘El chico del corazón blandito’. El título del libro fue lo que me metió por los ojos. Por eso pinché en la publicidad. Será por autores que me aparecen en los anuncios. Pues este fue el que acertó para llamarme la atención. Si la novela es muy buena, también lo es y mucho, el marketing social que el autor está haciendo a través de las redes. De eso sé un poquito y lo está haciendo de manual. Este libro llegará lejos y eso que ya ha recorrido un gran camino.

Tres días he tardado en leérmelo. Tiene una lectura fácil. Sus personajes te llegan y juegan con lo que pasó en el pasado y por qué ocurrió lo que ocurre en el presente. Pero a la vez te va dejando intrigas durante toda la novela que te empuja a llegar al final y no dejar de leer. O en otras palabras, te engancha.

El tema a tratar es difícil, de hecho, nadie habla de ello. Porque sí, hablamos del bullying, pero muy poco, de sus consecuencias. Con una delicadeza sutil, el autor te va llevando por un mar de sentimientos donde llegas a empatizar, odiar, querer o sentir compasión por sus personajes. Los entrelaza como una cadena y vas descubriendo que cada cosas que haces en la vida, tiene sus consecuencias. El libro te enseña a que debemos pensar un poquito más antes de actuar.

Yo me he enfrentado dos veces a la situación que centra la novela. Por eso no puedo ser objetivo, porque hablo desde mis sentimientos y no como lector. O sí, puede ser objetivo, porque reconozco que el autor sabe muy bien de lo que habla. A veces, quien relata la novela me ha parecido que contaba trozos de mi propia vida. Este libro no es un invento. No es ficción. Es una fotografía de lo que pasa en la mente de muchos jóvenes. Y en mis tiempos, cuándo tampoco éramos tan jovenes y teníamos el corazón, como Adrían, blandito. Hoy, lo tengo más duro, pero la novela también te da la fórmula para calentarlo, con esa hoguera, y que se vuelva blandito, otra vez. Aunque sea un ratito.

Mi pareja es docente y se lo he recomendado. Debería ser un libro que estuviera presente en todos los institutos, en toda la enseñanza secundaria de España y en donde se hable español. Porque más que un libro, es un salvavidas.

Categories
CONSUMO

Por qué no volveré a comprar un móvil en la tienda Xiaomi de Área Sur Jerez

Imagen de Ryan McGuire en Pixabay

El pasado siete de mayo de 2020 fui a comprar un teléfono móvil a la tienda Xiaomi de Área Sur en Jerez. Aunque me gusta más Huawei, el hecho de que de vaya a convertir en una patata gracias a Donald Trump, me decidió por Xiaomi, otra marca china. Yo no estoy dispuesto a pagar más de trescientos euros por una cosa que se te cae al suelo o se te puede perder.

La tienda Xiaomi de Área Sur es una buena tienda, grande, con muchos productos. Yo ya iba con el modelo en la cabeza que quería. Así que sólo tuve que pedirlo. La empleada que me atendió, cuyo nombre e inicial del primer apellido nunca olvidaré, porque es igual al de mi madre, me dijo que había una oferta por la que si me inscribía en la web, se me hacía una rebaja de 30 euros y en las que me darían opción a hacer un seguro, una página web, etc. Y yo tan imbécil, piqué.

Le di mi número de cuenta bancaria para que me hicieran el ingreso de los 30 euros. Firmé en una tablet si leer nada, lo que yo creía que era la autorización para mi cuenta. Cuando llegara a casa tenía que subir escaneado mi ticket de compra. Pero cuando encendí el PC en mi habitación leo tres correos de tres empresas que no conozco y que yo había firmado un contrato con ellos. Las empresas de seguros son CELSIDE, CYRANA y HUBSIDE, esta última parece que se dedican a servicios web. Leo los contratos (la dependienta me dijo: ustede lo lee tranquilo en casa, yo pensaba que lo leería y si me gustaba pues ya vería yo) y me echo las manos a la cabeza. Por un móvil que me costó 269 euros me ibana pasar cuotas mensuales de hasta 70 euros al mes durante siempre, porque eran renovables anualmente. Automáticamente, busco la dirección y teléfono para darme de baja. El telefóno no lo cogen. Busco la dirección y te dicen que para dar de baja tienes un mes de plazo. Pero dos de los seguros están en Francia. Arrea. Como para mandar un burofax. Logro encontrar los emails de atención al cliente de cada empresa y les mando un correo diciéndoles que me quiero dar de baja. Luego en los contratos, veo que traen unos modelos para darse de baja. Los imprimo y los vuelvo a mandar firmados.

Pero como tengo la suerte de ser socio de FACUA CÁDIZ, todo esto se lo mandé al equipo jurídico que me dijeron que estaba bien pero que ellos también actuarían en mi nombre.

Efectivamente, así hicieron y el lunes por la mañana recibí las llamadas de las compañias de seguro anunciándome la cancelación de mis contratos así como me lo enviaron por escrito a mi correo electrónico.

Por ahora, todo está solucionado, pero todos los días miro mi cuenta, por si me llega algún cargo extraño.

Por eso os aviso, si vais a la tienda Xiaomi de Área Sur en Jerez MUCHO CUIDADO CON FIRMAR NADA. NO DEIS VUESTRO NÚMERO DE CUENTA PARA QUE NO OS PASE COMO A MÍ.

¿Has estado en alguna tienda Xiaomi y te ha pasado lo mismo? Cuéntanoslo en comentarios.

Os dejo un modelo para pedir la baja de esos contratos

NOMBRE Y APELLIDOS, con DNI XXXXXXX domiciliado en Calle correo electrónico xxxxxx y teléfono xxxxxxxxxx

EXPONE que el día xxxxxx compró un teléfono móvil Xiami Redmi Note 9 Pro en la tienda oficial de Xiami en el Centro Comercial Área Sur de Jerez de la Frontera.

La comercial que me atendió me habla de una promoción por la cual enviando me tiquet de compra a una web que yo entendí de la misma compañía se me ofertará un seguro desde tres euros al mes para protección del móvil y se me hará una rebaja de 30 euros que se me cargará en mi cuenta bancaria, la que le doy a la empleado para dicho fin.

Cuál es mi sorpresa que cuando llego a casa me encuentro en mi correo electrónico con TRES CONTRATOS, uno de ellos el vuestro que ni yo he leído ni conocía las condiciones del mismo ya que yo firmé en una tablet la autorización de mi cuenta para el ingreso de los 30 euros de dicha promoción.

Es por lo que, con respecto al contrato con Referencia de su adhesión: xxxxxxxxx a mi nombre, MANIFIESTO mi voluntad de CANCELACIÓN con el presente escrito así como que no autorizo a hacer ningún cargo en mi cuenta bancaria, renunciando a cualquier tipo de oferta a la que tuviera derecho, enviándolo a la dirección de correo atencionalcliente@xxxxxxx que aparece en dicho correo que me han enviado.

Y que hago constar a todos los efectos y ante quien corresponda en Jerez de la Frontera, a xxx de xxxx de 2020

Firmado. Alfonso Saborido Salado.

DIRIGIDO A CYRANA

Luego hacéis otro dirigido a HUBSIDE y otro a CESIDE.

Las direcciones de atención al cliente vienen en los contratos.

Categories
POLÍTICA

¿Qué república queremos?

 Tomás Padró Pedret/ Public domain
Tomás Padró Pedret / Public domain

La monarquía española está pasando una de las crisis peores desde el abandono de Alfonso XIII de España. Como es lógico, un asunto de tal embergadura que de nuevo saca el debate entre la población interesada en la política: ¿monarquía parlamentaria o república? Digo entre la población interesada, porque hay muchísima población en España a la que le importa muy poco y a las participación en las elecciones me remito.

Cada cuál puede tener su manera de pensar y puede hacerlo porque estamos en un Estado de Derecho, por ahora.

Pero me surge la pregunta cada vez que escucho ¡república!. Sí, pero ¿qué modelo de república queremos? ¿Una república presidencialista como la francesa? ¿Una república como la italiana donde el poder lo tiene el primer ministro y ni recordamos el nombre del presidente de Italia? ¿Una república federal como la alemana? Creo que antes de lanzarnos a la piscina de la república tenemos que pensar realmente que república queremos. O más aún, qué modelo de Estado queremos. A esto súmese la cuestión de que para las derechas españolas, la república la interpretan como la Segunda República Española, como una cosa de rojos, confudiendo gobierno con Estado.

Categories
SALUD

Consecuencias económicas de la pandemia de la Covid-19 en la población con cáncer

Fotografía: Asociación Española Contra el Cáncer.

La población con cáncer está sufriendo las consecuencias económicas y laborales provocadas por la crisis del coronavirus. En este sentido, la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC) estima que la destrucción de empleo provocada por la COVID-19 afectaría al 32% de las personas con cáncer diagnosticadas en este 2020.

El análisis del segundo trimestre de la Encuesta de Población Activa (EPA) muestra como en España se han destruido un millón de empleos a causa de la pandemia. Esta destrucción de empleos podría afectar, según estimaciones de la AECC, a alrededor de 33.000 personas con cáncer, una población que está sufriendo una doble vulnerabilidad: la que provoca la crisis económica del coronavirus y la que origina la propia enfermedad. 

Además, la AECC realizó una encuesta a personas con cáncer en edad laboral y los datos extraído no son positivos. Según esta encuesta, hasta un 57% de los hogares se encuentran por debajo de los 1.800€ mensuales y un 28% tendrían unos ingresos inferiores a 1.100€ al mes. Ingresos con los que tienen que hacer frente a los gastos habituales del hogar, así como aquellos derivados de la enfermedad y los tratamientos, como el de radioterapia que puede llegar a 1.100€ de media para un tratamiento de quince días. 

Por último, en el 46% de los casos la situación económica familiar ha empeorado debido a la crisis sanitaria de la Covid19. De ellos, hasta en un 19,4% ha empeorado tanto que han tenido que realizar recortes severos en los gastos cotidianos, contraer deudas o solicitar ayuda económica.

La Asociación, para paliar los efectos de la crisis en las personas afectadas por cáncer pone a su disposición un fondo de ayudas económicas de hasta 3 millones de euros

Contacta con la Asociación Española Contra el Cáncer.

Categories
RADIO

Conociendo Tucumán

Hoy he tenido la primera experiencia en radio hecha desde casa. Terminada de hacer en los estudios de Frontera Radio, la emisión desde casa se ha convertido en otra alternativa a hacer radio con esta ‘nueva normalidad’ que nos ha traído la pandemia de la covid-19.

Viendo la irresponsabilidad de muchos españoles y previendo que más pronto que tarde, de nuevo volveremos al confinamiento, me puse manos a la obra y con la inestimable ayuda de mi amiga Isol del Carmen, hemos hecho un programa colaborativo, una entrevista, o más bien, un diálogo entre Tucumán, Argentina y Jerez, España.

Ha salido decente, nadie diría que entre uno y otro hay más de diez mil kilómetros de por medio, con un oceáno Atlántico incluído.

Suena bonito. Lo pueden escuchar aquí.

Categories
BLOG ANTIGUO LIBROS VIVENCIAS

Mis primeros libros

Libros
Imagen de Comfreak en Pixabay

Sigo recuperando textos de mi antiguo blog.

Cuando entro en una casa por primera vez, lo primero que hago es fijarme sí hay libros. Pero libros leídos. Con las pastas gastadas. Los picos doblados. Libros de bolsillo. Libros usados. Eso ya me da una pista del inquilino o inquilina de esa vivienda.

Si no veo libros, veo una casa vacía. Una vez me invitaron a una casa, señorial, del centro de Jerez. Su propietario era muy presumido. Presumía de todo, pero de lo que más presumía era de tener una casa grande de tres plantas, en el centro de Jerez. Presumía de tener mucho dinero. De tener una casa en la playa, de tener dos coches, y de tener una antena parabólica con todos los canales de televisión.

Entré. Un patio precioso. Su escalera, me abrió una puerta, y me dijo: este es el salón. ¿Te gusta, verdad? Contesté con otra pregunta: ¿no tienes libros? .- ¿libros? Tengo uno ahí que compró mi hermano con el Diario de Jerez para una colección de algo de las hermandades, y ahí tengo los apuntes de la carrera. -¿la carrera? Sí, los apuntes, sólo leo lo que me tengo que leer obligado.

Qué triste. Lo que os cuento es verdad. Esta persona vive. Y vive, sin libros.

Yo no podría. No podría vivir sin mis libros. Ellos son mi tesoro, mi única propiedad que llevan plasmados en sí todo lo que yo soy.

El primer libro me lo trajo mi madre. Tenía pocas hojas. Pero era un libro. Mi madre, que llevo ya un año justo sobreviviendo sin ella, me animó a leer. Se sacrificaba en gastarse el dinero para que su hijo tuviera libros, y luego, por las noches me daba una lección de vida. No me olvidaré nunca de esa imagen de mis padres en la cama de matrimonio cuando se acostaban. Cada uno encendía su lamparita, y se ponían a leer. Mi padre, las novelas del Oeste de Marcial LaFuente Estefanía. Mi madre, las novelitas de Corín Tellado. Y yo, yo, les imitaba, porque mis padres me enseñaron desde pequeño, que leer, es una actitud vital, tan necesaria como comer o bañarse.

No leían mis padres grandes obras. Pero leían. Y cuánto se lo agradezco, porque por eso, yo nunca sé lo que es estar aburrido. Me voy a mis libros y cojo cuaquiera, leído ya, y los recuerdo, mientras se me vienen a la memoria los momentos que yo vivía cuando leía aquél libro. Los asocio.

El primer libro que me trajo mi madre era un cuento. El Patito Feo, de Hans Christian Andersen. Me gustó, yo tendría seis o siete años, pero le dije a mi madre: Mamá, tienes las letras muy chicas y pocos dibujitos. Mi madre me trajo a la semana siguiente un libro, más gordo y con dibujitos: con los cuentos de Caperucita Roja, El Gato con Botas y la Ratita Presumida.

Aprendí a amar a la abuelita, a soñar con las comidas de los canastos, con el sabor de las fresas y las frutas del bosque. Aprendí a tener miedo al lobo, y a los sitios solitarios. Soñé con ser el Marqués de Carabás que se bañaba en un lago. Soñé que un gato me hablaba. Soñé que una ratita se enamoraba de mí, y me esperaba todas las tardes en la puerta de su casita, cantando ‘lalara larita, barro mi casita’.

Sé que este escrito suena infantil. Pero es que lo fui, fui infantil, viví rodeado de cuentos, y ese niño que aún perdura en mí, no puedo, ni quiero, arrancármelo de dentro.

Publicado por primera vez en septiembre de 2007 por Alfonso Saborido.

Categories
POEMAS

Preso

Besos presos
Imagen de M P en Pixabay

Metí presos los besos que querían salir de mi boca,

porque el amor que llevaban eran delito y fruto del demonio.

Acordoné mis manos y las amarré con cuerdas, con sogas de rafia,

para que no escaparan las caricias que salían por mis dedos.

Tapé mis ojos con un antifaz de pirata para apagar mis miradas,

que tenían prohibido recorrer cada punto de cuerpo y de tu cara.

Até mis piernas para que no pudieran recorrer las distancias

que mediaban entre tu cuerpo y el mío, que sentía tu atracción de imán.

Me clavé una daga en el corazón para que se desangrara

y mi sangre no regara el cerebro que sólo quería que te amara.

Seguí las instrucciones de las leyes de los hombres de negro

que me imponían en el nombre de un dios mudo y terrible.

Aquí estoy preso, autista encadenado en mi cárcel de muerto.

Solo por amar el amor libre que los hombres de negro me prohibieron.

(c) Alfonso Saborido, 27 julio 2020